Un espacio creado para ti...
para leer, conversar y compatir.

   
 

Aprende a comprar y cuidar las llantas de tu vehículo  

 
   
Andrés Loaiza el 29 de noviembre

¿Sabes cuáles son las llantas que verdaderamente necesita tu vehículo?

Si tu respuesta se enfoca  más a una marca o diseño en particular, tu respuesta no va por buen camino. Otros factores, como el peso que tu carro puede soportar, la velocidad máxima  que puede alcanzar o la fecha en la cual fueron fabricadas las llantas son los verdaderos indicadores en los que te debes enfocar para realizar tu compra, y así brindarle a tu  auto la seguridad que requiere para andar por el mundo.

Una camioneta o campero no requiere las mismas llantas que un automóvil normal, y mucho menos un vehículo de carga necesitará las mismas llantas de uno pequeño. Lógicamente, para cada tipo de carro  hay unas llantas a su medida.  Saberlas comprar de acuerdo a ciertos cánones puede ser decisivo para tu seguridad.

Las consecuencias de llevar unas llantas que no son las adecuadas para tu vehículo son varias y algunas preocupantes que van desde un mayor consumo de combustible, un incremento en la rigidez de la dirección, un desgaste más rápido en las mismas, hasta problemas en la pérdida de potencia del vehículo y en la adherencia de las llantas al asfalto. También, al usar unas llantas que no son las adecuadas, éstas pueden deformarse, rasgarse y dañarse muy fácilmente, incrementando las posibilidades de sufrir un accidente de tránsito.

Por eso, es fundamental para cualquier conductor preventivo aprender a comprar las llantas perfectas, además de que le realice el mantenimiento preventivo y así evitar su desgaste prematuro.  En el siguiente artículo te enseñaremos cómo comprarlas y cuidarlas.

¿Cómo comprar las llantas perfectas para tu vehículo?

Lo primero que debes hacer es leer, en el manual del propietario del automóvil, cuáles son las llantas que éste necesita. Esto se hace debido a que el fabricante consigna en dicho manual la referencia exacta de las llantas para las que fue diseñado el vehículo, para facilitar la compra de unas nuevas llantas cuando éstas deban cambiarse, las cuales son capaces de soportar sin ningún inconveniente las especificaciones del vehículo (peso, potencia de motor, potencia de frenado, entre otros).

Si no tienes este manual,  debes acercarte a un centro de servicios confiable para que un experto te diga exactamente cuáles son las llantas que debes comprar (recuerda que si cuentas con una póliza de Autos Sura, podrás contar con el centro de servicio Autos Sura donde un experto te recomendará las llantas que necesita tu carro y las puedas comprar con excelentes precios .

Fecha de fabricación

Un importante dato que debes tener en cuenta a la hora de comprar las llantas nuevas  para un automóvil, es la fecha de fabricación de las mismas, la cual no debe  ser superior a seis meses, ya que son unas llantas viejas  así  no hayan sido usadas, debido a que el caucho  al entrar en  contacto con el ambiente se empieza a degradar, se vuelve duro, frágil y no tiene las mismas capacidades de trasmitir las fuerzas de aceleración y frenado.

En la parte derecha del código DOT  encontramos, encerrado dentro de un óvalo,  la fecha de fabricación de la llanta. Es un número de 4 dígitos que señalan la semana y el año en que la llanta fue fabricada. En el  ejemplo anterior, tenemos que esta llanta fue fabricada en la semana 48 o última semana de noviembre del año 2000 (4800). 

Todas las llantas deben tener su fecha de fabricación visible, para que así el propietario conozca qué tan nuevas o viejas están. Es necesario conocer esta fecha, puesto que el estado de la llanta no es en sí mismo un indicador confiable de su buen estado. 

Código DOT (Referencia de la llanta)

El código DOT es una referencia particular para cada vehículo y se debe consultar en el manual del propietario de cada carro. Este código está dispuesto en cada llanta así:

Donde:

MXV3- A:  Referencia de la llanta (marca)

P: significa passanger o pasajero. Quiere decir que esa llanta sirve para carros particulares. Para camionetas carga se utilizan las letras LT.

195: Ancho de banda de la rodadura de la llanta (en milímetros).

65:  porcentaje (%)  del ancho de la banda de rodadura por el alto de la llanta.  Para este caso,  la altura de la llanta sería el 65% de 195 mm. en total. La altura es de  127 mm aproximadamente .

R: Tipo de llanta R es de tipo radial y D es de tipo diagonal o convencional.

15: Diametro del rin en pulgadas.

91: Es el índice de carga que soporta el vehículo (en kilogramos)

H: Código de velocidad:  Velocidad máxima que soportan las llantas de un vehículo por una hora continua ( en kilómetros por hora).

En la siguiente tabla, encontrarás los valores correspondientes para identificar el índice de carga y el código de velocidad de tu automóvil:

Para el ejemplo anterior, el  número 91 indica que el vehículo resiste 615 kilogramos de peso (sumando el peso que se le ponga al vehículo entre pasajeros y carga y la letra H indica que las llantas del vehículo resisten  hasta 210 kilómetros durante una hora de viaje).  

Recuerda tener cuidado con las llantas que compras en temporadas de promociones y descuentos. Cuando hay promociones de llantas normalmente son llantas o muy viejas,  o con indicadores de carga y velocidad muy bajos, lo cual puede perjudicar la seguridad de los que van montados en el vehículo.

¿Cómo cuidar las llantas de un vehículo?

Ahora que ya has comprado las llantas para tu vehículo, debes aprender a cuidarlas. Generalmente, estas  tienen una vida útil aproximada de cuatro años. Sin embargo, dependiendo del uso y cuidado que le des a tu carro, este periodo puede ser menor.

Para cuidarlas, es recomendable que les realices un mantenimiento constante, periódico  y concienzudo. Todos los días, antes de encender tu carro, realiza un chequeo visual de las cuatro llantas y comprueba si éstas tienen perforaciones o cortes.  También, cuando le pongas combustible a tu vehículo, pide que las calibren (llenarlas de aire) con un calibrador  preferiblemente metálico, pues es más preciso. Revísalas también cuando reciban un fuerte golpe.

Alineación y balanceo

Para saber en qué estado se encuentran las llantas de tu vehículo, es necesario que cada 6 meses o cuando el vehículo haya recorrido 10 mil kilómetros, realices una alineación y balanceo a tu carro. La alineación se le realiza a la dirección pero influye directamente en las llantas porque los ángulos permiten que la banda de rodadura entre en contacto perfecto con el piso.  Cuando la alineación no se cuida la llanta se apoya en los costados, que es la parte más débil de la llanta, ocasionando daños en las mismas.

La alineación es el reglaje de los ángulos que la llanta debe de tener con respecto a la carrocería y  las líneas verticales y horizontales paralelas al vehículo para lograr, de esta manera,  una conducción suave y segura. Es recomendable realizarla cada 10 mil kilómetros (o cada seis meses  si el vehículo transita por lugares difíciles (caminos ahuecados, carreteras destapadas, etc.). También, realízala cuando cambies algún elemento de la dirección o suspensión de tu vehículo. 

Por su parte, el balanceo es un procedimiento que busca que la llanta y el rin tengan un peso uniformemente distribuido en todo su perímetro y evitar así vibraciones, deformaciones, ruidos y el desgaste prematuro de las llantas. Este diagnóstico  debe realizarse cuando se escuche algún ruido extraño en las llantas o cada 6 meses o cada 10000 Km.

Conducción segura

Cuando conduces tu carro de manera segura y eficiente, sus llantas pueden alargar su tiempo de funcionamiento. Sigue las siguientes recomendaciones:

  • No frenes ni arranques bruscamente el vehículo.
  • Revisa constantemente la presión de inflado. Verifícala en frío una vez a la semana.
  • Pide que calibren las llantas cada vez que le pongas combustible al vehículo. Recuerda calibrar también la llanta de repuesto.
  • No manejes a altas velocidades especialmente por calles destapadas.
  • No conduzcas por calles ahuecadas a altas velocidades. 
  • Evita los giros rápidos en curva y esquinas.
  • Evita también parquear sobre andenes y manejar sobre las bermas de la carretera, baches u otros obstáculos, para que la llanta no se estropee contra ellas.
  • Realiza el chequeo periódico de tus llantas. En caso de ruidos o problemas, lleva el vehículo de inmediato a un centro de servicios autorizado.
  • Evita al máximo tener contacto con piedras o vidrios, pues estos pueden perder el balanceo del carro,  producir rayones en  la llanta  y debilitar su integridad.

¿Qué tipo de mantenimiento le realizas a las llantas de tu vehículo? ¿Cada cuánto lo efectúas?

 
Etiquetas: Mecánica automotriz
  (9) valoraciones
       
 

Comentar

Nombre:
Correo Electrónico:
Comentarios:




olga yepes
viernes, 17 de octubre de 2014  22:25 


gracias por los consejos y comentarios, pues una de mujer no sabe ni entiende mucho de macànica
 Me gusta
Se el primero a quien le guste esto
Marina
viernes, 15 de agosto de 2014  17:23 


Mis más sinceros agradecimientos por contribuir con este tipo de documentos que colaboran a ser más responsables con un objeto de uso tan delicado como es es un Auto
 Me gusta
A 1 personas les gusta esto
PILAR IZQUIERDO
miércoles, 18 de junio de 2014  11:16 


GRACIAS POR LA IMFORMACION TAN PRECISA Y COMO NOS ENSENAN DE FORMA FACIL Y EFECTIVA
 Me gusta
Se el primero a quien le guste esto
carlos mario celis
jueves, 30 de mayo de 2013  18:05 


gracias por los comentarios por que la mlloria no lo sabemos y por no parecer estupidos o tan ignorantes mejor no preguntamos y nos morimos de sabiops de apariencia de nuevo gracias
 Me gusta
Se el primero a quien le guste esto
Seguros SURA
jueves, 30 de mayo de 2013  18:04 


Hola Gilberto,


El desecho adecuado de las llantas lo hace directamente el almacén donde se comercializan. Todos los Centros de Servicios legalmente constituidos y responsables con el medio ambiente tienen un programa de logística reversiva en el cual le dan el manejo adecuado tanto a las llantas, como a elementos fundamentales del vehículo como el aceite y las baterías que también son contaminantes. Una buena manera de corroborarlo es pedir al centro de servicios donde se compran las llantas que muestren el plan de control de ambiental y estos están en la responsabilidad de mostrarlo a quien lo solicite.

Gracias por tu pregunta
 Me gusta
A 1 personas les gusta esto
 

Cerrar
Compartir a un amigo
Tu nombre:
Escribe tu nombre
Tu correo electrónico:
Escribe tu correo electrónico
Correo electrónico de tu amigo:
Escribe el correo electrónico de tu amigo
Mensaje (opcional):
Cancelar